Crónica del éxito de “Raíz y Rama” en su gira por Valladolid y Madrid

CAPÍTULO IV. VISITA A MARITCHA RUIZ, MARIANO MORENO Y PRESENTACIÓN EN EL CENTRO CULTURAL LA VAGUADA.

Crónica del éxito de “Raíz y Rama” en su gira por Valladolid y Madrid

CAPÍTULO IV. VISITA A MARITCHA RUIZ, MARIANO MORENO Y PRESENTACIÓN EN EL CENTRO CULTURAL LA VAGUADA.

El jueves 27, por la mañana, realizamos una visita en la calle de Ferraz. En nuestra espera a la cita con Maritcha Ruiz Mateos nos encontramos con Pablo Urruburu, cerebro encargado de la guardia del legado de las esencias que han dado lugar a los cambios más importantes en la educación y cultura de nuestro país durante el periodo democrático.

 

A continuación, nos recibió Maritcha, que se mantiene tan joven como siempre, capaz de hacer varias cosas a la vez imprimiendo la velocidad y el carácter que requieren las circunstancias. Como aprendió de su madre, trabajando por Ceuta, sin odio y a favor de las necesidades para que esa ciudad pueda tener trabajo, la mayor calidad de vida y en un ambiente de paz y prosperidad, así trabaja Maritcha en su puesto de la calle Ferraz. Algo que es plenamente legítimo y democrático. El Presidente y el Gobierno están con Ceuta, como no puede ser de otra manera. Isabel Villalta Villalta le estuvo informando a Maritcha sobre la revista “Raíz y Rama” y del libro Ceuta bella que acaba de terminar. Quedamos muy agradecidos del recibimiento de esta trabajadora responsable de un puesto de gran responsabilidad nacional, y por su interés con estas publicaciones. Suponen un gran estímulo para una escritora como Isabel Villalta, que solo cuenta con su esfuerzo y los valores que la acompañan: la investigación seria y rigurosa en los trabajos científicos y la calidad en los literarios, la unidad y el aprecio entre compañeros, la educación y la cultura y la buena amistad entre los escritores con los que viene coincidiendo en tantos encuentros y presentaciones. Por supuesto, también es de un gran estímulo la atención a la revista por parte de Maritcha para todas las escritoras y escritores que son invitados a “Raíz y Rama”, esa gran familia de creadores que suma en la revista lo mejor de cada uno.

Por la tarde, presentación de Raíz y Rama en el Centro Cultural La Vaguada. La realización de este acto fue posible en gran medida gracias a la colaboración de Meritchell Tizón. Esta mujer es una persona muy comprometida e implicada en actividades asociativas relacionadas con el mundo de la educación y la cultura. Actualmente desempeña una importante responsabilidad en la Junta Municipal del Distrito de Fuencarral- El Pardo que, sin duda alguna, será cada vez más conocida en su distrito y en Madrid. Trabajar en la calle sin intereses personales y buscando el bien de la ciudadanía es lo que se necesita en la buena política, y Meritchell lo hace con humildad, naturalidad y al servicio de los demás. Isabel y yo mismo agradecemos su ayuda. También a la profesionalidad y disposición del director del Centro Cultural La Vaguada por ceder para el acto el estupendo local.

Con afluencia limitada de público en la primera vez que se abría el Centro después de las severas restricciones pandémicas, Meritchel abrió el acto y presentó a Isabel Villalta. Ninguna presentación ha sido igual a las anteriores, se han preparado pensando exclusivamente en el público asistente. Isabel aludió a la influencia de la cultura en el humanismo, su contribución a la excelencia de las personas y su capacidad para convertirnos en seres más libres y sensibles. Distinguió entre la revista “Raíz y Rama” sus dos colecciones, Vereda de los Hombres, de artículos del saber documentados, y Noches Estivales, de carácter literario. También es de destacar la mención a la definición de Taylor que hizo la directora sobre cultura: “… medio complejo que incluye el conocimiento, las ciencias, el arte, la moral, el derecho, las costumbres y cualesquiera otros hábitos y capacidades adquiridos por el hombre”, aportándolo como motivación propia para la lectura y la escritura. Entre los dos estuvimos haciendo el homenaje al colectivo del profesorado, rindiendo nuestro agradecimiento a la gran labor educadora desde la infancia, superando las barreras necesarias impuestas durante la dura etapa por la Covid-19, con mascarillas, desinfección de materiales o puertas y ventanas semiabiertas incluso en invierno,  que ha abarcado, hasta la fecha, dos cursos.

A continuación Isabel siguió leyendo y comentando el artículo aparecido esos días en el diario El País “La Ana Iris”, que pone de relieve el desgaste laboral y de ánimos de tantos jóvenes durante las dos crisis seguidas que estamos padeciendo, la financiera, con las corrupciones políticas sabidas en España, y la sanitaria mundial actual; ello, para destacar el esfuerzo personal de muchísimos jóvenes para buscarse un futuro, o poniendo como ejemplo asimismo el propio suyo que, desde la Mancha como la protagonista del artículo periodístico, ha venido realizando para superar barreras desde la importante oferta formativa universitaria y académica públicas o, sin contar apenas con ayudas de la administración, para desarrollar su vocación de escritora y de creadora, desde hace tres años, de la revista que venimos presentando. Isabel volvió a dar un aldabonazo en los comportamientos, generalmente de la clase política, al destacar el poder de la lectura para superarse y ennoblecerse, citando ahora al filósofo Emilio Lledó: “La literatura tiene la capacidad de crear modelos de comportamiento ético”. 

Por mi parte, después de un grato recuerdo a los amigos y compañeros que han trabajado en el sector de la educación y del agradecimiento a los docentes en general, resalté que cualquier maestro o profesor en su ámbito puede favorecer una educación en libertad, basada en el respeto a la dignidad, la inclusión, el diálogo y a hacer que los niños y los jóvenes no sean víctimas del odio, valorando siempre la actuación ética y de servicio a los demás, no solo con palabras, sino con hechos. Resalté igualmente los valores de Isabel Villalta como persona que cree y practica la autenticidad al escribir, la unidad del colectivo de escritores y lectores y la generosidad, haciendo que su revista no sea una publicación con ánimo de lucro, sino que solo vaya a cubrir costes y a ofrecer calidad escrita e interés de los temas tratados. El mejor modo de conocer a esta escritora o a cuantos colaboran en su revista es leyendo sus publicaciones o las aportaciones de cada uno. Si leen, en fin, la revista y los libros personales de Isabel Villalta no saldrán defraudados, cada libro o número de la publicación colectiva “Raíz y Rama” responden a una nobleza de carácter y una excelente formación académica o de la experiencia de cada uno de los participantes. 

Junto a Isabel está siempre su marido, añadí, Antonio Morales Menchén, quien la ayuda en su labor cultural acompañándola siempre en los traslados del equipaje de libros y, personalmente, una persona de acertado criterio sobre el mundo y lo público desde su gran experiencia profesional como funcionario de las Fuerzas del Orden y Judiciales, así como con una gran capacidad de síntesis, honestidad y respeto.

Seguidamente a mi participación, Isabel Villalta volvió a proyectar las imágenes ordenadas para las presentaciones y a exponer, con la agilidad y precisión de síntesis que caracterizan sus intervenciones, la importancia de cada uno de los artículos aparecidos en el últimos número de la revista, o, también, de los escasos ejemplares que quedaban, del contenido del último número de la colección literaria, con una amplia investigación, por su parte, entre tantos textos en verso o relato con tema sobre la unidad en la presente epidemia y de excelentes compañeros, de las pandemias de la historia y la inspiración literaria o de valores humanos al atajarlas de que fueron objeto. Desde el inicio en el Homenaje, se trasladó, de nuevo, desde el recuerdo a los maestros y maestras de la República a la actualidad con mascarillas y separación en los llamados “grupos burbuja” en los centros de enseñanza. Pasó por la experiencia, ya en pandemia al iniciarse el curso que está a punto de finalizar, en el viaje con los números anteriores a Ceuta y se oyó el eco del Colegio Lope de Vega, la Facultad de Educación de la ciudad autonómica, así como de Membrilla, su Instituto con su director y profesor de música Gustavo Ramírez o su compañera también profesora de música; recuerdos del escritor Lope de Vega, que pasó por el Convento de los Trinitarios en la localidad y dejó escrita, entre tantas, su comedia El galán de la Membrilla, al recordar Isabel cómo el gran escritor del siglo de Oro dice en esa comedia “Un lugar en dos lugares son Membrilla y Manzanares”, para advertir lo cercanas que están nuestras dos poblaciones de nacimiento y residencia.  Seguidamente Isabel continuó sintetizando aspectos de los artículos que integran el último número de la revista.

La agricultura ecológica y la cadena alimentaria, el compromiso de una familia con la tierra, desde al pasado al presente, y el futuro que representan los miembros más jóvenes (Resti Contreras).

La antropología y las maldiciones y el condicionamiento de la libertad de los seres humanos, la sociedad y las culturas desde la antigüedad (Ramón Rodríguez).

El videoarte del artista Bill Viola y la filosofía de las emociones debajo de las apariencias (Manuel Gallego). 

Emilia Pardo Bazán, una de las escritoras más libres y prolíficas de España rompedora de las ataduras del machismo ancestral (Luz González).

La peña taurina Ignacio Sánchez Mejías en Manzanares y la extraordinaria vida de este torero, mecenas de la Generación del 27 (Francisco Jiménez).

La asignatura de Ciencias Naturales impartida con experiencias en vivo en los amplios espacios al aire libre de un colegio por medio de un maestro especialista y apasionado por la naturaleza y su materia (José Luís Villegas). 

La etimología del nombre de un banco célebre en Manzanares, el de la Paciencia, y su relación con otros nombres de topónimos de la tierra, como el Océano Pacífico, así como de antropónimos como Paquito o Paquita (Isabel Villalta).

El actual sistema digital de la fotografía, resultado del avance de una ciencia realmente delicada, fina, matemática, que no reproduce la imagen por arte de magia (David Torres). 

Las causas de la primera guerra carlista y su desarrollo, con un personaje liberal destacado original de Manzanares, quien fue víctima hasta la ejecución de las calumnias de un personaje carlista (Miguel Ángel Maeso).

Desde las solapas de este libro a páginas interiores, el disfrute de unas excelentes ilustraciones de bodegones y de las Lagunas de Ruidera (Salvador Patón).

La cárcel de Cervantes en Argel y personajes que intervinieron en su liberación y regreso a España (Pilar Serrano)

Los beneficios para la salud de la madre y el hijo en la alimentación, así como para la economía y el medio ambiente, en la lactancia materna (Pilar Sánchez).

La negación machista a la mujer para estudiar música a través de la historia y su incorporación sin reservas a partir de los años 80 del siglo XX, evitando las desigualdades de género y favoreciendo el progreso artístico e intelectual a la sociedad (Emilio Cano)

La panificación y los valores alimenticios del pan, este alimento principal en la dieta de los hombres desde las primeras culturas, así como el mantenimiento de su calidad en las panaderías tradicionales (Alicia Jiménez).

En este último acto de la gira, Isabel Villalta deleita de nuevo, para finalizar, con la lectura de algunos poemas de sus libros personales. 

A la salida nos sentamos en una terraza con algunos de los amigos asistentes y seguimos dialogando de cultura.

El viernes 28, por la mañana, visita al Palacio del Marqués de Cerralbo. Se trata de un museo en la vivienda de este ilustre noble del siglo XIX. Dos alas del edificio y numerosas salas abren una decoración suntuosa de colección de arte y ornamentación de todas las épocas, especialmente barroca y rococó. Fue fundado por el Marqués y hoy perteneciente al Ministerio de Cultura. El Marqués de Cerralbo fue un gran coleccionista de obras de arte, a lo que dedicó su principal actividad, costeada por su gran patrimonio económico. Nos sorprendió la variedad y cantidad de objetos que conforman el museo en sus diversas estancias de tipo palaciego. Una riqueza que para la época debía contrastar con el nivel de vida que existía en Madrid en el primer tercio del pasado siglo. Entre sus obras podemos destacar la Sala de Columnitas decorada con bustos cerámicos del siglo XVIII, una de las mejores versiones realizada por El Greco de San Francisco en éxtasis o el Salón de Baile, las lámparas, los espejos, los sofás, las armaduras...

Visita en la calle Ferraz a Mariano Moreno. También fue muy gratificante y agradable poder saludar a esta gran persona, que como no puede ser de otra manera, mantiene intactos sus valores de honestidad, coherencia, responsabilidad, compromiso y de trabajo, algo que es normal en quienes desarrollan su actividad en este lugar, algo que pude comprobar personalmente hace varios años. Eso también lo advertí entonces en Maritcha Ruiz y Pablo Urruburu. Fue bonito recordar el ambiente de integración, de atracción, de diálogo y de asertividad positivos, lo que aprendí y que guardaré para siempre como aspecto importante a seguir practicando. Nadie quedaba excluido y a nadie se le cerraba la puerta por pensar diferente. La unidad para buscar lo mejor escuchando al otro.

Isabel Villalta pudo explicarle a Mariano Moreno las características de las dos modalidades de la revista “Raíz y Rama”, que fueron atendidas y escuchadas con la mayor atención.  La directora volvió a hacer alusión a la cita de Emilio Lledó. La escritura hecha con responsabilidad de conocimiento y veracidad de sentimiento, el comportamiento ético que esta actividad desarrolla en las personas, los libros, la filosofía de vida en favor de la honradez y el mantenimiento de los patrimonios, son camino para no perderse en las rutas de la vida y vivir más felices y seguros.

Mariano Moreno nos dio ánimos basado en algo tangible, real y posible para un futuro muy próximo. A veces, lo más positivo encuentra trabas para llegar y, sin embargo, hay personas jóvenes como él que saben que no se envejece si no se pierden unos principios educadores y culturales. 

Nos marchamos con un claro mensaje, tendremos una buena recuperación, todo va a ir mucho mejor, estamos en las mejores condiciones, España estará en la vanguardia y dando ejemplo, no debemos olvidar que somos parte de la Unión Europea. A la salida nos encontramos con el escritor y poeta Farid Otman Bentria Ramos, de padre tangerino y madre española. Mantuvimos un diálogo también fructífero y enriquecedor 

Por la tarde, visita al Museo del Romanticismo. Prácticamente fue nuestra última actividad cultural del viaje. La época de Isabel II queda reflejada nítidamente en aspectos relacionados con la luz, el color, las escenas, el vestuario, los rostros, la mirada, los ojos. Una España triste, convulsa y con tensiones militares y guerrillas, pesimista, con escasos motivos para la alegría y la plenitud, pero llena de arte romántico en la literatura, la decoración o la pintura. Una España en la que los escritores se elevan sobre lo que les rodea y no decaen en la posibilidad de trascender a la realidad que los acotaba, la necesidad de una mayor libertad, mayor justicia y de creer en lo positivo de la humanidad. La democracia era cara y no estaba bien vista. Todo terminó como se estaba desarrollando, con el desastre del 98.

Uno de los escritores cercanos a nuestro viaje y de la época que pudimos contemplar fue José Zorrilla, que no dejó de tener presente a su Valladolid natal.

El día 29 por la tarde regresamos a Manzanares. Lo hicimos después de pasear por la Cuesta de Moyano con sus casetas de libros, de comer en un restaurante cercano y de pasar las últimas horas en el Paseo del Prado.

Sin duda, una magnífica gira con “Raíz y Rama” en las manos, y que se quedó en muchas otras.

 


Nota: 

Isabel y yo, junto a Antonio, queremos dar las gracias a los asistentes a cada uno de los actos, todas, personas relevantes, bien por su función pública o bien por su interés por la revista y la cultura en general. 

También agradecer a aquellas personas de todos los equipos y con responsabilidades de organización y coordinación, que con su trabajo y apoyo lo han hecho posible. En este capítulo queremos subrayar la colaboración especial de la Concejala de Educación, Infancia e Igualdad Victoria Soto y de Adela Román  Rodríguez

Las puertas de esta gira han sido abiertas por quien, de motu propio, ha escrito esta larga y detallada crónica, pero, a mi petición, el texto ha sido revisado, con mi agradecimiento, por Isabel Villalta.    

 

Noticias relacionadas

INFORMACION SOBRE LA PROTECCIÓN DE TUS DATOS


Responsable: S.E.I. EDETRONIK. S.A

Finalidad: Envío de información solicitada, gestión de suscripción a la web y moderación de los comentarios.

Datos tratados: Comentarios: Datos identificativos (en el caso que te registres en la web) y comentarios.

Legitimación: Consentimiento del interesado.

Destinatarios: Utilizamos MDirector como plataforma profesional de envío de mails. Nos permite ofrecerte un servicio libre de SPAM y con total confidencialidad. Ellos únicamente almacenarán tu correo para poder realizar el envío.

Derechos: Puedes acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos que detallamos en el siguiente link

Información adicional En este link dispones de información adicional y detallada sobre la protección de datos personales que aplicamos en nuestra web.

CERRAR