La Justicia prueba que el PP pagó en negro la reforma de su sede y no cree los testimonios ni de Rajoy ni de Aznar

Así se desprende de la inminente publicación de la sentencia sobre las obras de reforma de la sede del partido que se pagó con fondos procedentes de la Caja B que la formación utilizó durante más de dos décadas

Sede madrileña del PP en la Calle Génova que la justicia certificará que se reformó con dinero en negro procedente de la Caja B / Foto: Europa Press

La Justicia prueba que el PP pagó en negro la reforma de su sede y no cree los testimonios ni de Rajoy ni de Aznar

Así se desprende de la inminente publicación de la sentencia sobre las obras de reforma de la sede del partido que se pagó con fondos procedentes de la Caja B que la formación utilizó durante más de dos décadas

La sección segunda de la Audiencia Nacional ya tiene ultimada la sentencia sobre la Caja B que el Partido Popular utilizó para su financiación durante más de dos décadas y el pago con dinero negro de las obras de reforma de su sede de Génova 13 en Madrid. Así lo ha adelantado la Cadena SER que cita fuentes judiciales para asegurar que antes del verano será pública dicha sentencia. Se avecina un nuevo revés para el líder de la formación, Pablo Casado, que no puede ni debe permanecer callado ante la contundencia de la sentencia judicial. Es hora de que el PP, que perdió el poder tras la sentencia de la primera época de la trama Gürtel, repare el daño causado a las arcas públicas y a la sociedad española. Además, los jueces considerarán "no creíbles" los testimonios de Aznar, Rajoy, Cospedal, Arenas o Cascos que negaron la existencia de la Caja B y el uso de ese dinero para sufragar los gastos y para pagar sobresueldos a altos cargos populares. 

 

A pesar de que Pablo Casado intente interponer una gruesa cortina de humo entre su gestión al frente del PP y los numerosos casos de corrupción que protagonizan ex altos cargos de la formación conservadora, la Justicia y las sentencias judiciales de casos como la Gürtel, Lezo, Púnica, Caja B, Sede de Génova etc. hacen imposible el objetivo del presidente del Partido Popular. 

Los Tribunales de Justicia en España prosiguen investigando, recabando pruebas y más pruebas, recogiendo testimonios, y juzgando casos que dejan en muy mal lugar a un partido que pretende ser ya alternativa de Gobierno en España y a unos líderes políticos que han sido nombrados para sus cargos con la imprescindible ayuda de los que hoy están siendo juzgados, y en muchos casos condenados. 

La semana pasada se supo de la imputación de la ex secretaria general del PP, Mª Dolores de Cospedal, en el caso Kitchen, una operación parapolicial pagada con fondos reservados que perseguía hacerse con las pruebas que tenía en su poder el ex tesorero de los populares, Luis Bárcenas, y que podrían incriminar directamente a altos cargos populares. 

Esta semana comienza para el PP con la vista puesta también en los tribunales. Según ha adelantado la Cadena SER, la sección segunda de la Audiencia Nacional ya tiene ultimada y preparada la sentencia sobre el caso que investiga el pago de la reforma de la sede principal del PP en Madrid con dinero negro procedente de la Caja B que el partido tuvo y mantuvo durante dos décadas. 

El tribunal que preside José Antonio Mora ha terminado las deliberaciones y consideran que es ya un "hecho incontrovertible" la existencia de una Caja B dentro del partido algo que ya ha demostrado y certificado en Tribunal Supremo en otras sentencias. Por tanto esto es ya un hecho en sentencia firme. Además, parte de ese dinero fue a parar al pago de las obras de la Calle Génova. 

Demostrados estos hechos, el tribunal debe decidir los posibles delitos fiscales que tanto el PP como la empresa que realizó las obras, Unifica, cometieron por obrar de esta manera. Además, deben también decidir si el partido incurrió en un delito de fraude a Hacienda por no declarar ingresos en B de alrededor de 1,2 millones de euros. 

Durante la celebraciones del juicio oral, comparecieron ante el Tribunal altos cargos del PP en la época en la que sucedieron los hechos. Así prestaron declaración los ex presidentes José María Aznar y Mariano Rajoy, y otros altos cargos como Cospedal, Arenas o Álvarez Casos. Todos ellos negaron la existencia de la Caja B y también que recibieran cantidad alguna de dinero procedente de la misma. Pero el Tribunal explicará en su sentencia que no consideran creíbles ninguna de estas declaraciones. En otras palabras, la justicia considera que mienten estas personas en relación a la existencia de esta forma de financiación que utilizó el Partido Popular prácticamente desde la llegada de José María Aznar a la presidencia del partido para suceder a Manuel Fraga. 

 

Noticias relacionadas

INFORMACION SOBRE LA PROTECCIÓN DE TUS DATOS


Responsable: S.E.I. EDETRONIK. S.A

Finalidad: Envío de información solicitada, gestión de suscripción a la web y moderación de los comentarios.

Datos tratados: Comentarios: Datos identificativos (en el caso que te registres en la web) y comentarios.

Legitimación: Consentimiento del interesado.

Destinatarios: Utilizamos MDirector como plataforma profesional de envío de mails. Nos permite ofrecerte un servicio libre de SPAM y con total confidencialidad. Ellos únicamente almacenarán tu correo para poder realizar el envío.

Derechos: Puedes acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos que detallamos en el siguiente link

Información adicional En este link dispones de información adicional y detallada sobre la protección de datos personales que aplicamos en nuestra web.

CERRAR